Nuestro Sistema

Sistema de  Educación a Distancia de la Universidad Autónoma de Manizales 

Presentación

La educación a distancia hace referencia al proceso de formación que permite entrar en relación a estudiantes, docentes y saberes en diferentes tiempos y espacios, con el propósito de promover la formación de sujetos autónomos, mediante la comunicación y la interacción constructiva.  El Sistema de Educación a Distancia (SEAD) de la Universidad Autónoma de Manizales promueve  la promoción del aprendizaje autónomo del estudiante, quien asume el control y direccionamiento de su proceso, haciéndose responsable del mismo. El sistema de educación a distancia integra el entorno virtual, el entorno  televisivo y la tutoría académica bajo un eje fundamental que es generar oportunidades de interacción al estudiante y facilitar la interactividad; de tal forma que el alumno cuente con condiciones adecuadas  para aprender.

Características del Sistema de Educación a Distancia UAM

El sistema de educación a distancia de la UAM se compromete con el proceso de armonización de las dimensiones tecnológicas, pedagógico- didácticas, de producción y administrativas que   incorporan las siguientes características.

Flexibilidad: se entiende desde dos miradas: la primera hace referencia a la posibilidad de integrar diferentes espacios y tiempos en el sistema, de manera que el estudiante pueda participar del proceso de formación de acuerdo con sus propias necesidades de manejo de horarios y ubicación geográfica; y la segunda es la diversidad de recursos que ofrece al estudiante la oportunidad de acceder a diferentes experiencias educativas formales, de tal manera que pueda utilizar sus conceptos y conocimientos previos para orientar su proceso de aprendizaje hacia nuevos intereses y en conformidad con la realidad de su contexto.

Contextuación: comprender el  contexto local juega un papel determinante, puesto que las características geográficas, sociológicas y tecnológicas del entorno influyen en las condiciones en que el proceso de formación se lleva a cabo. Además frente a la dimensión pedagógica es necesario analizar el contexto desde tres perspectivas: (i) la personal del estudiante y su relación con el entorno académico; (ii) sus capacidades y barreras  para aprender a aprender,  de tal manera que se puedan orientar estrategias de mejoramiento permanente;  y (iii) el contexto de vida del alumno fuera del aula, entendido éste como su entorno familiar, social y ambiental.

Equidad: se entiende la equidad como la justa igualdad de oportunidades que tienen los jóvenes y adultos de Colombia para acceder a educación superior de calidad. El compromiso entonces es disminuir las barreras de acceso a la educación mediante la adecuación de requisitos de ingreso y la ampliación y fortalecimiento de las estrategias pedagógicas  y didácticas, de tal manera que se propicie el acceso y permanencia de los estudiantes al sistema educativo. Además, la apuesta es aportar a la ruptura del círculo vicioso entre  pobreza y desarrollo humano puesto que el sistema se dirige especialmente a generar una dinámica de inserción de las poblaciones vulnerables en la educación.

Entornos Convergentes

La integración del módulo didáctico, el entorno televisivo y el entorno virtual  se realiza con el propósito de facilitar al estudiante diferentes formas de aprender y se promueve su capacidad de estudiar permanentemente de tal manera que la primera aproximación a los contenidos la realicen los estudiantes a través de la lectura del modulo didáctico y el desarrollo de las actividades preparatorias. En un segundo momento el estudiante debe asistir a las teleclases durante la cual tendrá la oportunidad de apropiar los contenidos mediante el desarrollo de los mismos que hacen los profesores.  En un tercer momento los estudiantes pueden realizar actividades de aplicación y transferencia en la respectiva aula virtual. A continuación se caracteriza cada recurso que conforma el ambiente de aprendizaje.

ENTORNO TELEVISIVO

La televisión escolar tiene la función básica de integrarse al sistema de educación  formal. En esta perspectiva la pregunta que surge es ¿cómo hacer de la televisión un medio para aprender? ¿Cómo hacer de la televisión un aula universitaria? finalmente se trata de lograr que el aula se constituya en un entorno personal de aprendizaje donde profesores, conocimiento y recursos se integran para ayudar al estudiante a gestionar su propio aprendizaje. Para que cada estudiante asuma el rol de gestor de su proceso de aprendizaje este sistema y específicamente el entorno televisivo les permite tomar decisiones respecto al uso del tiempo y el espacio.

El entorno televisivo debe promover las potencialidades de los estudiantes para aprender a aprender para convertirnos en personas capaces de aprender en forma autónoma, sin depender de otras personas, con criterios y metodologías propios. En un intento de máxima simplificación podemos establecer formas básicas necesarias para el desarrollo de la capacidad de aprender en la teleclase son:

  • Establecer contacto, por sí mismos, con cosas e ideas: leer y observar.
  • Comprender por sí mismos fenómenos y textos.
  • Planear acciones por sí mismos y solucionar problemas, organizar sus tiempos y establecer prioridades.
  • Ejercitar acciones por sí mismos, poder manejar información mentalmente.
  • Mantener por sí mismos la motivación para la actividad y para el aprendizaje.
  • Acceso a un amplio rango de recursos de aprendizaje.
  • Control activo de los recursos de aprendizaje.
  • Participación de los alumnos en experiencias de aprendizaje individualizadas basadas en sus destrezas, conocimientos, intereses y objetivos.
  • Acceso a grupos de aprendizaje colaborativo, que permita al alumno trabajar con otros para alcanzar objetivos en común

ENTORNO TUTORÍA ACADÉMICA

Se constituye como un sistema de apoyo formativo necesario para el “asesoramiento
didáctico-curricular y psicopedagógico que favorece la calidad e innovación del
aprendizaje” (Martínez, et al., 2016, p.290). Como también el fortalecimiento de actitudes,
habilidades y destrezas, mejora de procesos y desarrollo de competencias profesionales. En
esta dinámica la estructura de Enlaces se describe con relación a los escenarios formativos en
los cuales interactúan profesores y estudiantes.

ENTORNO VIRTUAL

El entorno virtual de aprendizaje se concibe como un entorno complementario al módulo didáctico y a la teleclase,  de tal manera que  el proceso de aprendizaje se extienda más allá de los encuentros presenciales, los entornos de aprendizaje son entornos educativos que  permiten la comunicación entre los actores del proceso de aprendizaje; esta comunicación no se limita por la coincidencia espacio- temporal lo cual permite la proyección de los escenarios educativos fuera del aula física.

En el Sistema de Educación a Distancia de la Universidad Autónoma de Manizales la plataforma que se utiliza es Moodle- Modular Object Oreinted Dynamic Learning Enviroment o Entorno Modular de Aprendizaje Dinámico Orientado a Objetos. A través de esta  plataforma se diseñan aulas virtuales para las diferentes asignaturas y para aquellos procesos transversales a los procesos de formación de los estudiantes, como es el caso del aula de consejería estudiantil, orientadas a la consecución de los propósitos educativos institucionales. 

Estas aulas  integran  espacios sociales y  espacios académicos que ayudan a fortalecer las relaciones que se configuran en los entornos de aprendizaje y que son determinantes para hacerlo efectivo. Confluyen a los mismos profesores, estudiantes, contenidos temáticos, filosofía institucional, estrategias didácticas y  medios tecnológicos para conformar  una totalidad  integrada para la consecución de propósitos de formación.
La convergencia de los actores y elementos mencionados propician la construcción de comunidades académicas que  configuran  redes de aprendizaje y  utiliza medios virtuales para participar de  experiencias de aprendizaje diseñadas  intencionalmente para lograr el aprendizaje significativo que proyecta  la UAM, bien sea de manera individual, o con otros actores del proceso. Esto último  significa que el estudiante como actor fundamental  del proceso no solo responde por su formación sino que  contribuye con la de sus pares, tal como lo propone Harasim (2000) quien de manera amplia sustenta la posibilidad de trabajo colaborativo que potencia el uso de internet, como es el caso de las aulas virtuales.

Última modificación: Monday, 3 de August de 2020, 14:49